La sombra del ciprés es alargada

El día que falleció Miguel Delibes yo me encontraba ya en Chile y por TVE Internacional emitieron la película de su primera novela titulada La Sombra del Ciprés es Alargada.

En su día había sido el titular escogido para un artículo sobre el que trabajé, pero que nunca conseguí darle la forma adecuada, quizá por falta de tiempo.

Hoy tampoco lo tengo, pero puedo resumiros que el artículo en cuestión buscaba ser una alegoría con dicha novela que discurre, en su primera parte, íntegramente por los intramuros de la ciudad de Ávila, y en donde se le intenta inculcar al joven protagonista que para ser feliz en este mundo hay que evitar todo contacto con el mundo exterior.

Me parecía un excelente hilo argumentario para atizar bien a los okupas de nuestro Concello que hacen y deshacen a su antojo sin rendirles cuentas a nadie.

Hoy, podemos decir que la desaparición definitiva de los cipreses del entorno del Teatro Principal es un triunfo de la ciudadanía, al igual que en su día fue la definición de todo ese espacio y que significó el triunfo de la nueva clase burguesa sobre el antiguo Régimen . Quizá éste sea también, el principio del triunfo de una nueva sociedad civil pontevedresa sobre la antigua política de pan y circo, reflejada a la perfección en las entrañas del este bipartito que nos ha tocado padecer.

Os dejo para su correcta comprensión el brillante artículo de Leoncio Feijoo Lamas publicado en su día el Diario de Pontevedra:

3 comentarios:

Glub. dijo...

Un triunfo, no sé si de la ciudadanía pero al menos del sentido común. Y del de la estética. Y gracias por recordarnos el artículo del gran Leoncio, quie además nos lleva a Prudencio Landín, otro de los grandes de nuestra Historia.

RAVACHOL dijo...

Este fin de semana estiven por Pontevedra, cada mes máis ou menos fago a mesma ruta polo casco Vello/Bello de Pontevedra ben por morriña, ben por ver como vanme cambiando os miñas lembranzas desta Zona Monumental.

Onte cando vin as estatuas estas quedei un pouco sorprendido; tampouco sorprendinme tanto , todo sexa dito, xa que sucédeme coma cando sae unha nova sobre corrupción neste maravilloso país: que xa estás tan afeito que nin che sorprende; O aceptas.

E inda que acepte as obras estas de pantomimna, xa que non vou ir cun pao a rompelas(seguro que máis de un pensouno,eu inclúome), as critico xa que son unhas figuras que non din nada. A figura de Valle Inclán pois oe queda ben ;un famoso escritor que viviu na cidade fágallese ese monumento, a figura de Ravachol pois ten o seu aquel porque polo entroido ponse alí a botica e é un detalle moi Pontevedrés, a muller coas pitas bueno aceptamos barco como animal acuátigo.
Pero agora Mr. Propper ou Don Limpio como queirádeslle chamar non me di nada , por qué as poñen alí??? Pensando mal coma quitaron os Cipreses teñen que deixar nese oco Pontevedrés a sua impronta estes gobernantes locais, eso pensando mal ou ben xa non sei.

Se fixáranse en tódalas losetas en rúas de Nova creación que xa están esmagadas ou levantadas creo que lles iría mellor, poría exemplos pero con mirar o chan nestas rúas que tanto tempo estiveron en obras e que agora case están pior que antes xa chega. A esas rúas inda que non da Zona poderíaselle engadir Benito Corbal polo mesmo motivo.

Outra cousa da pola que me vou queixar e cando quisen pasar pola Praza da Verdura, eu anónimo paseante que quero travesar unha PRAZA PUBLICA teño que pedir permiso entre tanta mesa e cadeira pra poder facerme camiño e non falo de meterme polos soportais de dita Praza xa que eso sería imposible se non polo medio que cada ano ten máis e máis mesas. Só fáltalle que os bancos(públicos) que teñen alí poñánlle una mesa diante e pra sentarte teñas que consumir... non ha de faltar moito. Case é coma cando queira ir a Pasarón campo público sí pero pra velo tes que pagar, jeje manda carallo!!.

En definitiva levo case dous anos fóra de Pontevedra e poucos cousas han cambiado;

-cambiaron uns árbores de sitio quita e pon.
-cambiaron unha fermosa praza co asua fonte por un bonito solar de pedra
-etc

O que non cambiaron NADA e o futuro que teñen os seus cidadáns que seguen índose fóra de esta fermosa cidade porque segue sen ter nada de traballo, segue estar igual de mal comunicada, etc.

Unha lástima, tal vez Pontevedra queira isto; que soamente sexa para visitar unha vez o mes.

Ramón Pedras-PTT- dijo...

Triunfo del sentido común pero por que la ciudadanía le abrió los ojos a estos cegatos. Gracias a vuestro periodismo ciudadano. Enhorabuena.